Incorporación del PRCC al Partido Comunista del Pueblo Canario (PCPC-PCPE)

24 febrero, 2012

El PRCC se incorpora al Partido Comunista del Pueblo Canario (PCPC-PCPE). Declaración conjunta del Partido Comunista del Pueblo Canario (PCPC) y del Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias (PRCC)

Al Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias (PRCC)

Dos consideraciones, cuatro temas de debate y una propuesta

Al Partido Comunista del Pueblo Canario (PCPC-PCPE)

Anuncios

Trayectorias políticas en Canarias

17 octubre, 2011

NUEVA CANARIAS Y ROMÁN RODRÍGUEZ:

¿Alguien creyó realmente que Nueva Canarias  (NC) era una fuerza “progresista”, cuando estuvo más de diez años gobernando con Coalición Canaria – de los que cuatro los pasó ostentando la presidencia del Gobierno de Canarias – , gobernando con el PP en el Cabildo de Gran Canaria y apoyando al gobierno de José María Aznar durante siete largos años?

 ¿Tenemos que recordar que Román Rodríguez, máximo dirigente de Nueva Canarias, fue Presidente del Gobierno de Canarias por Coalición Canaria (CC), en los tiempos de los apoyos de CC al Gobierno de Aznar? Fue Presidente, de forma accidental, por las disputas entre Mauricio y Olarte, y se fue de Coalición Canaria porque no le dejaron ser vicepresidente en la siguiente legislatura.

Nueva Canarias (NC) sólo existe en la isla de Gran Canaria, con lo cual, en el 2007, se quedó fuera del Parlamento de Canarias, porque no alcanzó el 6% regional. Para asegurar el escaño de Román Rodríguez, candidato por Gran Canaria, NC necesitaba los votos de IUC en Tenerife y del PIL en Lanzarote. IUC se sacrificó en las autonómicas, no se presentó en Tenerife, para ayudar a que Nueva Canarias consiguiera el 6%. Román Rodríguez es hoy diputado autonómico, con el aval de IUC Tenerife. En las Generales del 20N, se alió con Coalición Canaria.

EL PIL (PARTIDO INDEPENDIENTE DE LANZAROTE) Y FABIÁN MARTÍN:

Para saber quién es el PIL (Partido Independiente de Lanzarote), basta decir que el máximo dirigente del PIL, Dimas Martín, está en la cárcel por corrupción política y su hijo, Fabián Martín, que también milita en el PIL y está orgulloso del legado político de su padre, según sus propias declaraciones en la precampaña, fue el candidato de Nueva Canarias en las pasadas autonómicas. Otros dirigentes del PIL también han sido detenidos en operaciones policiales por corrupción y el PNL (Nueva Canarias en Lanzarote) también se ha visto involucrado en esas operaciones policiales. Hoy, Fabián Martín es diputado autonómico, gracias a que pudieron superar la barrera del 6%, con el “pacto técnico” y aval de IUC Tenerife.

SOCIALISTAS POR TENERIFE Y SANTIAGO PÉREZ:

Santiago Pérez ha sido toda su vida, desde los tiempos de Felipe González, cargo público del PSOE en Tenerife. Ha dicho amén a todas las políticas económicas del PSOE, a pesar de todas las huelgas generales. En el PSOE de Canarias se ha producido últimamente una confrontación interna entre Juan Fernando López Aguilar y José Miguel Pérez, profesor de Historia en la Universidadde Las Palmas de Gran Canaria que se presentó como independiente, como la “renovación” en el PSOE, y terminó siendo su Secretario Insular en Gran Canaria y después el Secretario General del PSOE en Canarias y actual Consejero de Educación en el Gobierno de Canarias, con Coalición Canaria. Santiago Pérez se puso del lado de Juan Fernando López Aguilar, en la confrontación interna, pero ganó José Miguel Pérez que no permitió que la “gente de López Aguilar” fuera en la lista. De ahí la revuelta que no obedece a discrepancias con las políticas económicas del PSOE y que terminó en  expulsión, una expulsión que han recurrido por vía judicial, para volver al PSOE. Por lo tanto, montó Socialistas por Tenerife (SxT), por resentimiento con el PSOE, no por discrepar de sus políticas económicas. En las elecciones del 2011, Santiago Pérez fue candidato de Nueva Canarias al Parlamento de Canarias, porla Isla de Tenerife y a la vez, candidato de Por Tenerife (X Tenerife), con IUC, al Ayuntamiento deLa Laguna. En esa misma lista a Las Laguna, figuraba Miguel Ángel Pérez, Miembro del Consejo Político Insular de IUC y Secretario Insular del PCC Tenerife.

SOCIALISTAS POR TENERIFE Y JOSÉ MANUEL CORRALES:

José Manuel Corrales fue consejero de IUC en el Cabildo Insular de Tenerife, de 1995 a1999. No asumió la derrota de IU en esas elecciones y después de montar una plataforma política, terminó en las filas del PSOE donde militó 11 años, hasta que se autoproclamó cabeza de lista del PSOE al Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife, candidatura que fue revocada por la dirección regional del PSOE. Lo gracioso del caso es que el PSOE que para darle entrada en sus filas exigió el tributo que siempre exige, en todos los lados – las descalificaciones a IUC y al PCC -, y después algunos dirigentes del PSOE nos presentaba las quejas por su comportamiento, diciéndonos que sus peores militantes eran los que procedían de IUC. Respondíamos que cuando alguien se cambia de partido para trepar, no se le puede pedir un comportamiento ético. En las locales de 2011, como el PSOE no lo dejó encabezar la lista, se fue con Santiago Pérez. IUC le ha devuelto el cargo público que el PSOE le negó.

ALTERNATIVA SÍ SE PUEDE Y JOAQUIN SAGASETA DE ILURDOZ PARADAS:

Alternativa Sí Se puede por Tenerife (ASSP) es una organización política de reciente creación. IUC Tenerife, en lugar de trabajar directamente en la sociedad, organizándola, y también con movimientos sociales reales,  dedica todo su tiempo a engrosar a movimientos “sociales” dirigidos por otras fuerzas políticas que al final se convierten en “nuevos” partidos políticos que terminan compitiendo electoralmente con IUC. Una y otra vez.

ASSP  que se define como ecosocialista es una organización que surge en Tenerife, formada por organizaciones políticas y personas dispares que proceden unas de sectores nacionalistas, otras de organizaciones de otro tipo, y que se convirtió, hace tan sólo unos meses, en la última organización en la que milita Joaquín Sagaseta, en Gran Canaria.

– Durante la transición, Joaquín Sagaseta militó en UPC, una fuerza política que tuvo muy buenos resultados electorales en 1979, sorprendentemente, y tuvo un descalabro electoral en 1982, desapareciendo de la vida política de Canarias. Desde entonces, se busca la chispa, la reproducción del milagro dela UPC.

– En 1986, el grupo del que forma parte, se presenta con ICU, en las generales, pero no se consigue acta de diputado y a los pocos días, se producen descalificaciones públicas a ICU, al PCC y a sus dirigentes en la prensa. En 1987, ICU obtiene buenos resultados en las locales y autonómicas, ya sin ese grupo.

– Después, Joaquín Sagaseta milita en el PCPE, pero también abandona esta organización.

– En 1992, IUC, en pleno proceso de refundación, llama a su puerta. Se presenta en las elecciones en 1993 y vuelve a repetirse la historia: no se consigue acta de diputado y a los pocos días, se producen descalificaciones  públicas a ICU, al PCC y a sus dirigentes – que son otros – en la prensa. En 1995, ICU obtiene representación en importantes ayuntamientos en las locales y autonómicas, ya sin ese grupo.

– En 1999, ante el descalabro de IU, Joaquín Sagaseta cree que puede reproducirse el milagro. Se presenta con UPCAN con “personas de reconocido prestigio” pero no llega a conseguir 1000 votos.

– En 2003, reaparece para apoyar públicamente al candidato del PSOE al ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria. Cuando se produce la crisis económica, de nuevo cree que hay condiciones para el milagro.

– En el 2011, se presenta a las elecciones autonómicas y locales, con “personas de reconocido prestigio” y aún con la “marca” de Alternativa Sí Se Puede (ASSP), sólo consigue 1500 votos más que en el año 2000.

– Ahora, es candidato con una alianza de IUC con ASSP (con los mismos ASSP que no quieren ir con IUC en Tenerife). ¿Quién lo ha elegido? ¿Dónde? ¿Cuándo? ¿Cómo? Pregunta que se hace la mayoría de la militancia de IUC, comunistas e independientes.







Los papeles de WikiLeaks en los que aparece Canarias

9 diciembre, 2010




















JUNE 8-11 VISIT TO SPAIN OF COMMANDER, U.S. AFRICA

SCENESETTER FOR JUNE 8-11 VISIT TO SPAIN OF

AMBASSADOR HITS RIGHT NOTES WITH NEW SPANISH

SPANISH ELECTION OUTLOOK: ONE MONTH OUT, POPULAR

WESTERN SAHARA REALITIES

SPANISH CABINET MEMBER BIOGRAPHIES – ZAPATERO’S

SPAIN/CIA FLIGHTS: JUDGE ORDERS DECLASSIFICATION



Buscador para textos en WikiLeaks


Los comunistas unidos rinden homenaje a los mártires del pueblo en la Sima de Jinámar

1 noviembre, 2010

[Por razones técnicas, nos es imposible ofrecer, de momento, las intervenciones de los camaradas Segundo Martínez y María Puig]

Fotos del acto


Discurso final de la manifestación de La Laguna

24 octubre, 2010

Intervención de Jorge Tinerfe (Inekaren)


¡Compañeros y compañeras!

Hoy el número no es importante. Hoy lo importante para nosotros, es este acontecimiento. Hoy estamos haciendo historia… ¡Hoy hemos roto las cadenas: las cadenas de un grillete que llevábamos arrastrando desde hace décadas! Ahora toca caminar y seguir rompiendo cadenas a nuestro paso.

Compañeros y compañeras, la independencia es trabajo nuestro, de todos nosotros, aquí no les vamos a prometer, no les vamos a ilusionar, no les vamos a decir que en el 2010 la ONU nos va a descolonizar: eso sería faltarles el respeto. Primero, porque sería un proceso llevado a espaldas de todos ustedes, sin que ustedes pudieran opinar, sin que ustedes pudieran participar. Y no deseamos reproducir la misma actitud a la que nos someten los caciques de ahora. No olvidemos que el pueblo canario no sólo somos los que estamos aquí hoy, también lo son los canarios que no están aquí.

Y segundo, suponiendo, que una organización obsoleta, ineficaz y antidemocrática como la ONU acceda junto con España a nuestra descolonización, les pregunto: ¿hay suficientes independentistas con la preparación necesaria para llevar un país ahora? ¿En el 2010…?

¿Entonces…?

A día de hoy quienes son los que más experiencia tienen si no los que ya nos gobiernan ahora ¿es eso lo que realmente queremos? ¿Seguir gobernados por los mismos caciques coloniales con toda impunidad? ¿Queremos repetir los errores que se cometieron en América?

¡Seamos un pueblo participativo!

La Independencia es trabajo y responsabilidad de todos y todas. Ya es hora de que pasemos a la ofensiva, de construir una base sólida, de construir revolución.

Y esa base solo se puede construir de una manera: con formación, con estudios, leyendo. Sólo así alcanzaremos nuestra libertad como individuos. Y una vez seamos individuos libres, seremos capaces de luchar por un pueblo libre.

Es hora de renovarnos, de mejorar, de ser consecuentes.

Es trabajo del pueblo, es trabajo nuestro, crear una patria mejor que no reproduzca los vicios del colonialismo. No les vamos a engañar, no les vamos a prometer que es fácil, que es rápido, que va a ser por las buenas. La independencia, es tarea del pueblo canario, del pueblo trabajador, y no hay más camino que el estudio, que sentarse a leer, que combatir la ignorancia, la incultura, y que cada día hayan más independentistas preparados intelectualmente.

Es deber de todos nosotros fijar, por una vez, unas bases sólidas; trabajar con seriedad y responsabilidad: convertirnos en referentes, en modelos a seguir para nuestro pueblo. Es deber de todos nosotros incentivar a nuestros hijos e hijas a estudiar lo máximo posible, a adquirir cultura y a conocer nuestra historia.

Estudiar y formarse son acciones revolucionarias. Estudiando y formándonos también hacemos patria: sólo a través del conocimiento dejaremos de tener miedo.

Como dije, nos convertiremos en personas libres; sólo como personas libres podremos alcanzar la plena soberanía popular: formémonos, leamos, estudiemos, reflexionemos… Sólo así perderemos el miedo a cambiar nuestra tierra, a luchar por la independencia, a luchar por la revolución.

¡Viva Canarias Libre y Socialista!



Estatutos del Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias

10 septiembre, 2010

ARTÍCULO 1º.- El Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias (PRCC), destacamento de vanguardia de la clase obrera y, a la vez, del pueblo canario, tiene como ideal supremo y objetivo final la materialización del comunismo. Para conseguirlo, el PRCC defiende la independencia nacional y la construcción de la República Socialista Canaria.

El Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias practica la solidaridad internacionalista con todos los trabajadores y pueblos del mundo, y se opone frontalmente a cualquier tipo de discriminación por motivos de sexo, nacionalidad, credo, raza o cultura.

El Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias unifica sus criterios y sus acciones a la luz de la ciencia del marxismo-leninismo. Esto significa partir de la realidad, integrar la teoría con la práctica y buscar la verdad en los hechos. Igualmente, el PRCC combate todo tipo de superchería religiosa y practica el ateísmo militante.

El Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias sirve de todo corazón al pueblo canario, y no tiene otros intereses que los de la clase obrera y las masas populares.

ARTÍCULO 2º.- Como partido revolucionario, el PRCC funciona conforme al centralismo democrático, que constituye tanto un principio organizativo fundamental como la aplicación de la línea de masas en la vida del Partido. Esto significa que:

1. Todos los órganos del PRCC deben ser elegidos democráticamente, de abajo hacia arriba.

2. Todos los órganos del PRCC toman las decisiones de forma colectiva, responsabilizándose individualmente de su ejecución cada uno de sus miembros.

3. Todos los órganos del PRCC se subordinan al Comité Central, y éste al Congreso Nacional del Partido. Las decisiones de los órganos o comités superiores son obligatorias para los órganos o comités inferiores.

4. Todos los órganos del PRCC rinden cuentas periódicamente ante sus organizaciones y ante los órganos superiores.

5. Todos los órganos del PRCC pueden ser depuestos por la instancia que los eligió cuando ésta crea conveniente, respetándose en todo momento los reglamentos y normas internas del Partido.

6. Todas las organizaciones del PRCC son autónomas para actuar y decidir en la esfera de su competencia, siempre que no contravengan la política y directrices acordadas por el Congreso Nacional y el Comité Central ni los Estatutos del Partido.

En su vida política, el Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias desarrolla la crítica y la autocrítica, libra una lucha ideológica en los problemas de principios, sostiene con firmeza la verdad y corrige los errores. Se esfuerza por crear una situación política vigorosa y dinámica en la que se fusionen el centralismo con la democracia, la disciplina con la libertad, y la unidad de voluntad con la realización individual.

ARTÍCULO 3º.- La bandera del Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias es roja, con su símbolo colocado en la esquina superior izquierda. El símbolo del PRCC está constituido por siete estrellas verdes colocadas en círculo, bajo las cuales aparecen las letras PRCC en amarillo dorado.

ARTÍCULO 4º.- El periódico Independencia y Socialismo, tanto en su versión digital como en la impresa en papel, es el órgano de educación política, de orientación ideológica y de propaganda y agitación del Comité Central del PRCC y su principal medio de expresión. Su difusión y desarrollo es responsabilidad del Comité Central, quién designa a su Director y al Consejo de Redacción.

En cada organización del Partido a los diferentes niveles se constituirán comisiones responsables de su difusión y desarrollo.

ARTÍCULO 5º.- La Escuela Nacional de Cuadros Guillermo Ascanio es una institución autónoma del PRCC destinada a elevar, de forma continua e ininterrumpida, el nivel de la formación teórica de los comunistas. Mientras que para los militantes del PRCC es obligatoria la participación y la superación de los cursos programados por la Escuela, cualquier revolucionario o cualquier colectivo comunista interesado en los mismos puede incorporarse a ellos, previa la correspondiente evaluación de su nivel de partida.

ARTÍCULO 6º.- Puede solicitar el ingreso en el Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias todo asalariado (obrero, trabajador jubilado o pensionista, pequeño campesino o autónomo dependiente) de Canarias, que haya cumplido 18 años, acepte el Programa y los Estatutos del Partido y esté dispuesto a incorporarse a una de sus organizaciones, a trabajar de forma activa en ella, a cumplir las resoluciones del Partido y a abonar regularmente las cuotas establecidas.

Muy excepcionalmente, y con la aprobación expresa del Comité Central, se permitirá la pertenencia al Partido de pequeños empresarios que demuestren un compromiso comunista por encima de su posición de clase. En ningún caso se permitirá esa militancia si pudiera darse el caso de que un militante del Partido pueda ser el patrón de otro.

Los militantes del Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias son integrantes del pueblo trabajador y combatientes de vanguardia de la clase obrera canaria dotados de conciencia comunista.

ARTÍCULO 7º.- La admisión del militante debe realizarse a través de la correspondiente célula del Partido, persistiendo en el principio de admisión individual.

Quien pida su ingreso en el PRCC debe rellenar la solicitud de ingreso voluntario y ser recomendado por dos militantes. Dicha solicitud debe ser aprobada por la asamblea de la célula y ratificada por la organización del Partido del nivel inmediato superior. Antes de ser militante, el solicitante debe superar la prueba del período de candidatura.

Los militantes que lo recomienden deben enterarse con toda seriedad de las ideas del solicitante, sus cualidades, sus antecedentes y su comportamiento en el trabajo, explicarle el Programa y los Estatutos del Partido, darle a conocer los requisitos para ser militante, sus deberes y derechos, y presentar un informe al respecto, con sentido de responsabilidad, ante la organización del Partido.

Con respecto al solicitante, el comité de la célula debe pedir con atención opiniones entre las personas pertinentes de dentro y de fuera del Partido, llevar a cabo una verificación rigurosa y someter su solicitud a discusión en la asamblea de la célula una vez que considera que el interesado reúne los requisitos necesarios.

Antes de ratificar el ingreso, la organización del Partido del nivel inmediato superior encargará a un militante que converse con el solicitante, a fin de conocerlo más a fondo y ayudarlo a profundizar en su conocimiento del Partido.

En casos excepcionales, el Comité Central puede admitir a solicitantes de forma directa.

ARTÍCULO 8º.- El plazo de la candidatura es de seis meses. La organización del Partido debe educar y examinar con seriedad al candidato.

El candidato tiene los mismos deberes que los militantes efectivos, y también los mismos derechos, a excepción de los de votar, elegir y ser elegido.

Vencido dicho plazo, la célula del Partido debe discutir sin tardanza la posibilidad de que el candidato pase a ser militante efectivo. Si ha cumplido concienzudamente con sus deberes y satisface los requisitos establecidos, pasará a ser militante en el plazo previsto; si se precisa un ulterior examen y educación, podrá prolongarse dicho plazo, pero sin exceder de otros seis meses. Si el candidato no ha cumplido con sus deberes o no reúne los requisitos establecidos, su condición de candidato debe anularse.

El paso de candidato a militante, la prolongación del plazo de validez de su candidatura y la anulación de su condición de candidato, deben ser discutidos y aprobados por la asamblea de la célula y ratificados por la organización del Partido del nivel inmediato superior.

El plazo de validez de la candidatura se cuenta a partir del día en que el solicitante es aceptado en la asamblea de la célula como candidato a militante del Partido. La antigüedad de la militancia se cuenta a partir de la fecha del paso de la condición de candidato a la de militante efectivo al vencer dicho plazo.

ARTÍCULO 9º.- Las mujeres y los hombres del PRCC gozan de los mismos deberes y derechos y de igual consideración, con independencia de su nivel de estudios, capacitación profesional, nivel de ingresos, diferentes capacidades, responsabilidad que ocupen en el Partido, color de piel, tendencia sexual o cualquier otra circunstancia personal.

En función de ello, no se permitirá el menor menosprecio a ningún camarada. Los militantes del PRCC deben tener siempre presente los siguientes criterios:

1. Sus palabras y actos deben contribuir a unir, y no a dividir, al pueblo canario de las ocho islas y a sus minorías nacionales.

2. Deben contribuir a consolidar, y no a minar o debilitar, la unidad de los comunistas y de la izquierda anticapitalista.

3. Deben contribuir a afianzar, y no a socavar o debilitar, el centralismo democrático.

4. Deben contribuir a fortalecer, y no a debilitar, la dirección del PRCC.

5. Deben favorecer, y no perjudicar, la unidad comunista internacional y la unidad de los pueblos de todo el mundo contra el imperialismo.

La militancia en el PRCC es incompatible con la pertenencia a otro partido político, así como a organizaciones cuyos objetivos y actividades se opongan frontalmente a los fines y la estrategia del Partido. Como regla general, el PRCC impulsará la participación activa de sus militantes en organizaciones de masas (sindicales, vecinales, medioambientales, culturales, etc.).

ARTÍCULO 10º.- Todo militante del PRCC tiene derecho a:

1. Participar en la elaboración de la política y programa del PRCC, así como en la toma de decisiones de la célula o comité al que pertenezca, mediante la intervención en las reuniones con total libertad de expresión y el ejercicio del derecho al voto.

2. Ser informado regularmente de las orientaciones y acuerdos de los órganos de dirección y, en general, de la actividad del PRCC.

3. Elegir y poder ser elegido para los órganos de dirección y representación del PRCC.

4. Declarar reserva en caso de discrepar con alguna resolución o medida política del Partido y presentar su opinión ante las organizaciones superiores del PRCC, incluso hasta ante el Comité Central.

5. Presentar solicitudes, apelaciones o acusaciones ante las organizaciones superiores del Partido, incluso hasta ante el Comité Central, y pedir a la organización correspondiente una respuesta responsable al respecto.

6. Ejercitar con entera libertad actividades de investigación teórica y científica y de creación artística y cultural.

7. Recibir formación política e ideológica.

8. Ser propuesto a cargos públicos en representación del PRCC.

9. A impugnar o recurrir ante el Comité Central o el Comité Nacional de Garantías y Control todos los acuerdos o actuaciones que vayan en contra de los Estatutos del Partido.

10. A que su opinión sobre un tema importante, a pesar de haber quedado en minoría en ese asunto, se publique en el órgano central del Partido para conocimiento de todos los camaradas.

Ninguna organización del Partido, sea cual fuere su nivel, ni siquiera el Comité Central, está facultada para privar al militante de estos derechos.

ARTÍCULO 11º. Son deberes de los militantes del PRCC:

1. Estudiar a conciencia el marxismo-leninismo y la línea y las orientaciones, políticas y resoluciones del PRCC, así como adquirir conocimientos científicos, culturales y profesionales, esforzándose por elevar su capacidad de servir al pueblo canario.

2. Observar a consciencia la disciplina del PRCC, guardar estrictamente los secretos del Partido y la confidencialidad de los debates, las decisiones y los posicionamientos individuales en las reuniones del Partido; poner en práctica las decisiones del Partido, aceptar el trabajo que se les asigne y cumplir activamente sus tareas.

3. Preservar la unidad y cohesión del PRCC, ser leales y honestos con el Partido, concertar sus palabras con sus hechos y luchar resueltamente contra toda actividad de camarilla y contra toda intriga o maquinación.

4. Desplegar efectivamente la crítica y la autocrítica, atreverse a revelar y corregir los defectos y errores, y luchar de manera resuelta contra los fenómenos negativos que puedan surgir en la vida partidaria.

5. Estrechar los vínculos con la clase obrera y el pueblo canario, difundir los postulados del PRCC, poner oportunamente en conocimiento del Partido las opiniones y demandas de los trabajadores, y defender los intereses de estos.

6. Fomentar la moralidad comunista y, en defensa de los intereses de la clase obrera y el pueblo canario, afrontar valerosamente toda coyuntura difícil y peligrosa, y luchar con heroísmo y sin temor a sacrificar su vida.

7. Pagar las cuotas y contribuir, en la medida de sus posibilidades, al sostenimiento del PRCC.

ARTÍCULO 12º.- Todo militante, cualquiera que sea su cargo, debe ser incorporado a una célula y participar en la vida orgánica del PRCC. Los cuadros dirigentes deben tomar parte en las reuniones del comité correspondiente al que pertenezcan. No se permite la existencia de militantes privilegiados que no tomen parte en la vida orgánica del Partido.

ARTÍCULO 13º.- Los militantes tienen la libertad de marcharse del PRCC. En caso de que un militante solicite la baja, será excluido del Partido después de que la asamblea de la célula a la que pertenezca discuta su solicitud. Seguidamente, su exclusión se pondrá en conocimiento de la organización del nivel inmediato superior para su debido registro.

La célula del Partido deberá educar a todo militante que carezca de voluntad revolucionaria, que incumpla sus deberes o que no satisfaga los requisitos para serlo, y exigirle que rectifique en un plazo señalado; al que no muestre progreso a pesar de la educación, deberá persuadirlo para que se marche del Partido.

Si injustificadamente un militante no toma parte en la vida orgánica ni cotiza durante seis meses consecutivos, o no cumple las tareas que el Partido le ha asignado, se considerará que se ha desvinculado voluntariamente del Partido. La asamblea de la célula a la que pertenezca deberá darle de baja y someter esta decisión a la ratificación de la organización del PRCC del nivel inmediato superior.

ARTÍCULO 14º.- El Comité Central podrá suspender de militancia al miembro del Partido que vulnere la legalidad estatutaria, la política y el programa del PRCC. Si se trata de un caso de especial gravedad, el Comité Central puede adoptar la decisión de expulsar del Partido al infractor. Todas las sanciones pueden ser recurridas ante el Comité Nacional de Garantías y Control, que resolverá en cada caso.

La expulsión y el resto de medidas sancionadoras que impliquen privación de derechos a un militante sólo podrán imponerse mediante un procedimiento contradictorio, en el que se garantice al afectado el derecho a ser informado de los hechos que den lugar a tales medidas, el derecho a ser oído con carácter previo a la adopción de las mismas, el derecho a que el acuerdo que imponga una sanción sea motivado, y el derecho a formular, en su caso, un recurso interno.

El PRCC no permitirá ni la entrada la permanencia en sus filas a quienes practiquen la delincuencia común, abusen de la confianza de los camaradas o sostengan posiciones racistas, xenófobas, machistas, homófobas o reaccionarias.

ARTÍCULO 15º.- El PRCC es un cuerpo unitario organizado con arreglo a su Programa y sus Estatutos, y al centralismo democrático, cuyos principios básicos son: el sometimiento de todo militante a la organización del Partido; de la minoría, a la mayoría; de las organizaciones inferiores, a las superiores; y de todas las organizaciones del Partido y toda su militancia, al Congreso Nacional y al Comité Central. Los órganos de dirección del Partido en los diversos niveles se crean por elección en los respectivos congresos o asambleas a cada nivel.

La organización de base del PRCC es la Célula. La Asamblea de la Célula examina el trabajo realizado y acuerda planes para el futuro; debate la línea del partido y la aplica a su situación particular, y elige al comité de la Célula.

Los comités del Partido en todos los niveles –de barrio, localidad, zona o isla, y el Comité Central– aplican el sistema consistente en combinar la dirección colectiva con la responsabilidad individual derivada de la división del trabajo. Toda cuestión de importancia debe ser decidida mediante discusión colectiva, de acuerdo con los principios de dirección colectiva, responsabilidad individual, centralismo democrático, consulta previa y toma de decisiones en las reuniones. No se permite en modo alguno ni bajo ninguna forma el llamado “voto de calidad”.

El PRCC prohíbe cualquier forma de culto a la personalidad. Las actividades de todos los dirigentes y cargos públicos, sin excepción, están bajo la supervisión del Partido.

ARTÍCULO 16º.- Las células y comités de una misma zona, localidad o isla, constituyen la organización del PRCC en ese ámbito. La facultad de constituir y disolver organizaciones del PRCC en un ámbito determinado corresponde al organismo inmediatamente superior y, en todo caso, al Comité Central.

Al tomar una decisión tras las oportunas discusiones, las organizaciones del Partido deben observar el principio de la subordinación de la minoría a la mayoría. Si las decisiones afectan a problemas importantes, se impone efectuar una votación. Respecto a las divergencias expresadas por la minoría, hay que tomarlas en seria consideración.

Si surgen controversias sobre problemas importantes y las partes en desacuerdo están formadas por un número aproximadamente igualado de personas, debe aplazarse la toma de decisiones para realizar más investigaciones e intercambio de opiniones, antes de efectuar una nueva votación, salvo en los casos de emergencia en que se imponga proceder conforme a la opinión de la mayoría. En circunstancias excepcionales, también puede darse cuenta de dichas controversias a las organizaciones superiores y pedirles su arbitraje.

Cuando en representación de una organización del Partido, un militante vaya a un pronunciamiento importante que rebase los límites fijados por las decisiones ya existentes de la misma, debe someterlos previamente a la discusión y decisión de la organización a la que pertenezca, o pedir instrucciones a la inmediata superior.

No se permite a ningún militante, sea cual fuere su cargo, tomar decisiones por cuenta propia sobre problemas de importancia substancial. Si en caso de emergencia un militante se ve obligado a hacerlo, debe informar de ello posteriormente, y lo más pronto posible, a la organización pertinente del Partido. No se permite a ningún dirigente incurrir en acciones autoritarias ni colocarse por encima de la organización.

ARTÍCULO 17º.- El Congreso Nacional es el máximo órgano del PRCC. Estará formado por todos los delegados elegidos en las distintas organizaciones del Partido, según las normas que establezca el Comité Central.

El Congreso Nacional es convocado por el Comité Central, quién fija su orden del día, así como sus normas de elección de delegados y su reglamento.

El Congreso Nacional se celebrará cada cuatro años de forma ordinaria, y de forma extraordinaria cuando así lo decida el Comité Central, a iniciativa propia o por petición de los comités que representen a la mitad más uno de los militantes.

El Comité Central elabora con carácter previo las normas precongresuales y los materiales del Congreso y los somete a discusión en todo el Partido.

El Congreso Nacional:

1. Debate el informe del Comité Central saliente así como del Comité Nacional de Garantías y Control, adoptando los acuerdos que procedan.

2. Revisa, modifica y aprueba el programa y los Estatutos del PRCC.

3. Elabora y decide la línea política del PRCC.

4. Elige al Comité Central y al Comité Nacional de Garantías y Control, mediante voto libre, directo, personal y secreto.

ARTÍCULO 18º.- El Comité Central es el máximo órgano de gobierno y dirección del PRCC entre Congresos.

El Comité Central toma sus decisiones por mayoría absoluta de los asistentes a sus sesiones. El Comité Central se dotará de un reglamento interno de funcionamiento.

El Comité Central se reúne a convocatoria del Secretario General de forma ordinaria, y de forma extraordinaria a petición de la mitad más uno de sus militantes.

Son competencias del Comité Central:

1. Dirigir, coordinar y dar coherencia a la actividad política del PRCC, elaborar sus propias orientaciones dentro de los acuerdos congresuales, y ordenar su puesta en práctica por todos los afiliados y afiliadas.

2. Designar el Consejo de Redacción y los responsables de los órganos de comunicación del Partido.

3. Representar al PRCC en sus relaciones nacionales e internacionales.

4. Elaborar y aprobar el presupuesto del Partido, dirigir sus finanzas y disponer de su patrimonio.

5. Crear y dirigir las organizaciones, comisiones, instituciones y entidades que sean de utilidad para el mejor funcionamiento del PRCC.

6. Decidir la política de alianzas del PRCC y sus relaciones con otras organizaciones, así como su participación del PRCC en coaliciones electorales.

7. Aprobar los programas y las candidaturas electorales.

8. Velar por el buen funcionamiento, la democracia y el orden internos del Partido.

Sólo al Comité Central le compete tomar decisiones sobre problemas importantes relacionados con políticas que revistan carácter nacional o internacional, mientras que las organizaciones del Partido en los diferentes niveles e islas pueden presentar al Comité Central propuestas al respecto, sin estar, no obstante, facultadas para tomar decisiones ni hacer declaraciones públicas sobre el particular.

El Comité Central elige de entre sus militantes al Secretario General. Esta decisión tiene que ser adoptada por mayoría absoluta de los miembros que componen el órgano. Igualmente elige a la Comisión Permanente, en su caso, y a los responsables de las distintas Secretarías necesarias para su buen funcionamiento.

La Comisión Permanente dirige la actividad del Partido entre reunión y reunión del Comité Central. Si no se ha constituido la Comisión Permanente, sus funciones son asumidas por el Secretario General.

El Comité Central queda facultado para cooptar nuevos miembros hasta un tercio del número elegido por el Congreso Nacional si las circunstancias del desarrollo del PRCC así lo aconsejan.

ARTÍCULO 19º.- La Conferencia Nacional del PRCC estará constituida por los miembros del Comité Central, los Secretarios Insulares, los cargos públicos del partido al máximo nivel y los miembros del Comité Nacional de Garantías y Control.

El Comité Central podrá invitar a aquellos militantes que estime oportuno en función del tema a debatir.

La Conferencia Nacional del PRCC se convocará cuantas veces se crea necesario para actualizar la política del Partido a las diferentes coyunturas, y modificará el rumbo de su táctica política de acuerdo con dichas situaciones.

Las Conferencias Nacionales serán convocadas por mayoría absoluta del Comité Central, quién fija el orden del día, así como las normas y el reglamento de las mismas, estando presididas por la persona o personas que designe el Comité Central.

Los acuerdos de la Conferencia Nacional son obligatorios para todo el Partido. La Conferencia Nacional no puede alterar los Estatutos, el Programa ni la composición del Comité Central.

ARTÍCULO 20º.- El Secretario General del PRCC asume la representación democrática del Partido, asegura su dirección colectiva y presenta al Congreso Nacional el informe general de la actividad política del PRCC.

El Secretario General es elegido por el Comité Central del PRCC de entre sus miembros, por mayoría absoluta. El Secretario General convoca y preside las reuniones del Comité Central, abriendo y cerrando sus sesiones.

El Secretario General puede acudir, con voz pero sin voto, a las reuniones de cualquier otro órgano del Partido.

ARTÍCULO 21º.- Los congresos del PRCC de nivel de barrio, municipio y comarca, se realizan cada dos años, y los insulares cada tres. Los congresos del Partido en los distintos niveles territoriales son convocados por los comités de su mismo nivel. En casos excepcionales, puede anticiparse o aplazarse su celebración, previa ratificación del comité del nivel inmediato superior.

El número de delegados a los congresos del Partido en los distintos niveles territoriales y el método de elegirlos serán determinados por los comités en su misma instancia y sometidos a la ratificación del comité del nivel inmediato superior.

ARTÍCULO 22º.- Las funciones y poderes de los congresos del Partido a los distintos niveles territoriales son:

1. Examinar el informe del comité del mismo nivel.

2. Escuchar y examinar el informe de la comisión de control disciplinario del mismo nivel.

3. Discutir los problemas de gran importancia surgidos en sus respectivas zonas y adoptar resoluciones correspondientes.

4. Elegir el comité del Partido del mismo nivel.

ARTÍCULO 23º.- Las cuotas de los militantes del PRCC se establecerán por el Comité Central, así como los porcentajes que corresponden de las mismas a la organización de cada nivel del Partido. Las donaciones y otros ingresos extraordinarios recibidos por el PRCC, así como el patrimonio del que se vaya dotando el Partido, quedará adscrito al Comité Central y bajo su control.

ARTÍCULO 24º.- El órgano de control de las finanzas y del buen funcionamiento del PRCC es el Comité Nacional de Garantías y Control. La pertenencia a este Comité es incompatible con ser miembro del Comité Central del Partido. El Comité se elige en el Congreso Nacional, a través del procedimiento de lista abierta, y estará formada por tres militantes del Partido. Las funciones de este Comité son:

1. Revisar las cuentas del Partido y los balances periódicos, así como su viabilidad.

2. Resolver las reclamaciones por sanciones a los militantes del PRCC.

3. Vigilar por el cumplimiento de los Estatutos del PRCC.

Al final de cada año, el Comité Nacional de Garantías y Control presentará un informe de su trabajo al Comité Central. Igualmente, rendirá cuentas al Congreso Nacional.


DISPOSICIÓN ADICIONAL:
Para todo lo no previsto en los presentes Estatutos tendrá la competencia para la toma de decisiones y elaboración de normas y reglamentos específicos el Comité Central.

DISPOSICIÓN FINAL:
Bajo las condiciones de democracia burguesa, el Comité Central del Partido Revolucionario de los Comunistas de Canarias podrá adaptar los presentes Estatutos para su versión legalizada ante el Estado.






Frente Único Revolucionario (F.U.R.)

19 junio, 2010

A los obreros y campesinos de Las Palmas.
A todos los trabajadores de la ciudad y el campo


CAMARADAS:

La creciente agudización de la crisis económica que paraliza cada vez más una mayor cantidad de fábricas y talleres, el amenazante peligro del fascismo sangriento y la inminencia de una nueva guerra de rapiña y bandidaje en Marruecos en colaboración con el imperialismo francés, unidos a los métodos de terror sangriento puestos en práctica por el Gobierno Lerroux-Gil Robles que recurre a todos los medios para ahogar en sangre la protesta de las masas que se mueren de hambre y miseria en todo el territorio español, intentando, aunque en vano, parar el auge revolucionario que amenaza barrer con el carcomido régimen capitalista, hace que se plantee ante todos los trabajadores la necesidad inmediata de prepararnos rápidamente para hacer frente triunfalmente a la contrarrevolución y dar a la crisis una salida acorde con nuestros intereses de clase, una salida revolucionaria.

Producto de esta necesidad palpable ha sido la llegada a una inteligencia entre las organizaciones de Las Palmas del Partido y Juventudes Socialistas y Comunistas y la Federación Provincial de Sindicatos Obreros sobre una plataforma concreta de lucha que refleja las reivindicaciones inmediatas de las masas oprimidas y explotadas de la ciudad y el campo y para cuya consecución se precisa la constitución real y efectiva del Frente Único, lo que únicamente puede alcanzarse en los propios lugares de trabajo reunidos los trabajadores de todas las ideologías bajo la dirección de un comité por ellos mismos nombrado y cuyo comité a su vez designará un delegado que junto con los de los demás lugares de trabajo y con los de los parados formarán el Comité o Soviet de la ciudad, única representación que han de acatar los trabajadores.

Por esto invitamos a todos los compañeros a que se reúnan inmediatamente en sus respectivos sitios de trabajo y democráticamente procedan a designar sus comités que estarán compuestos por:

3 miembros donde trabajen 10 compañeros, por 5 hasta 25 obreros, por 7 hasta 50, por 9 hasta 100, por 11 hasta 150, por 13 hasta 200, y de aquí en adelante dos miembros más por cada 100 obreros más que aumente.

Como veis, esto es sencillísimo y puede efectuarse en dos o tres días a lo sumo si se pone empeño en ello. Por tanto esperamos que para fin de la próxima semana hayan quedado constituidos todos los comités en todas las fábricas, talleres, empresas, bancos, etc. y que estos a su vez hayan designado a sus delegados responsables a quienes se les darán las instrucciones pertinentes para llegar a la realización de una gran asamblea de delegados de Comités de fábricas, campesinos y parados.

Creemos que sobra el hacer resaltar la importancia que esto tiene para el buen desenvolvimiento de nuestro movimiento en particular y de la revolución española en general y esperamos que la iniciativa de las masas ha de desarrollarse ampliamente y salvará los escollos o dificultades que se les presenten.

Hemos de hacer hincapié en que el estado de Alarma o Guerra no ha de ser obstáculo que impida nuestra organización, sino que debe ser un acicate pues señala la gravedad del momento y la urgencia de tener una organización con la que hacer frente al aparato de represión de la burguesía y derrotarle en todos los terrenos hasta el derrumbamiento violento de su sanguinaria dominación de clase y la instauración de nuestro propio gobierno, el Gobierno de los Obreros y Campesinos, que nos dé Pan, Trabajo, Tierra y Libertad.

Camaradas: El fascismo sangriento nos acecha esperando el momento de poder implantar su dictadura del hacha y el patíbulo, de los campos de concentración y los trabajos forzados.

No perdamos ni un minuto. En pié todos como un solo hombre contra la burguesía y los terratenientes.

Constituyamos rápidamente nuestros Comités de lugares de trabajo y de barriada para los parados.

Designemos nuestros delegados para el Comité de la población (Soviet).

¡¡VIVA EL FRENTE ÚNICO REVOLUCIONARIO DE TODAS LAS TENDENCIAS FRATERNALMENTE UNIDOS EN LOS COMITÉS DE FÁBRICA, CAMPESINOS Y PARADOS!!
¡¡VIVA EL SOVIET DE LAS PALMAS!!


Por la Comisión organizadora del Frente Único

Las Delegaciones de las Juventudes Socialistas y Comunistas, de la Federación Obrera y de los Partidos Socialista y Comunista de Las Palmas



(Publicado en Avance el domingo, 9 de septiembre de 1934)

[Documento aportado por el historiador Agustín Millares Cantero]